Etiquetas

Seguidores

Exposición de motivos

Este blog no contiene ningún tipo de fichero; todo está alojado en servidores, Blogs y páginas Web ajenos a esta página; sólo actúo como intermediario, ofreciendo sus enlaces a mis usuarios, colaboradores y seguidores.

jueves, 27 de febrero de 2014

Sobre las trampas en ajedrez 3

2) Las trampas "legales" o lo que es lo mismo bordear, rozar, la legalidad o incluso traspasarla, aprovechando ciertas lagunas u omisiones legales y convencionales, para sacar algún tipo de beneficio.
En general todos las conocemos y/o padecido. Se puede establecer como todo tipo de acuerdos encaminados a un/en beneficio mutuo o en beneficio de uno de los jugadores. Su finalidad es múltiple
ganar más dinero, más Elo, conseguir una norma, ascender o evitar un descenso, etc.
a) Algo muy típico en los torneos suizos, especialmente en la última ronda, son los corrillos ante los emparejamientos y la tabla clasificatoria, está claro que allí se cuecen muchas cosas. Sólo recordar que en todo este tipo de acuerdos siempre hay víctimas que se quedaran sin su premio.
Creo que no debemos confundir, pactar a priori un resultado, que ofrecer unas tablas en pocas jugadas, aquí el acuerdo es licito y posterior al inicio de la partida, aunque deportivamente es una pequeña lacra.
De ahí a dejarse ganar o a perder a posta hay un trecho. Está claro que desvirtuar una partida o una competición es algo inaceptable, pero casi siempre es imposible de perseguir, podemos sospechar, pero poco más. En este caso la solución tiene que venir del organizador si puede y quiere.
b) Entre los más noveles y entre los cafeteros, es típico comerte una pieza que no estaba en esa casilla,  manipular una posición determinada, eliminando o cambiando piezas, o hacer dos jugadas seguidas, no respetar la regla de pieza tocada pieza movida, etc. Las pongo aquí porque las considero más una artimaña, generalmente fáciles de descubrir. Pero en verdad son trampas, trampas, muchas veces cometidas sin malicia ¡Ya, ya, dirá mas de uno!
c) Todos conocemos un montón de trampas legales, vacíos reglamentarios, y omisiones varias, o mejor dicho, generalmente las desconocemos.
d) Podría seguir citando ejemplos, pero se haría interminable. Así que solo citar una práctica bastante común, que debería estar en el tercer articulo de esta serie, como es la de avisar a otro jugador de cuales son sus mejores jugadas, indicarle una línea ganadora o decirle de modo general lo que tiene que jugar. Imposible de demostrar, pero suele ser práctica habitual en ciertos torneos. 
Finalizo con la conocida anécdota  que sucedió durante el torneo de Zagreb en 1970. Fischer estaba dominando por delante de Smyslov, Petrosian y Korchnoi. En su partida contra un relativamente no comprometido Kovacevic, el imparable norteamericano tendió la siguiente trampa: Sin embargo, Petrosian y Korchnoi, que estaban viendo la partida, vieron la mortal intención de Fischer: 18...Ch4 19.fxe4! Txg5 20.Axg5 y son las blancas quienes van tras la victoria. No obstante, la esposa de Petrosian, había seguido el análisis de los dos GMs soviéticos. Para horror de Korchnoi, atravesó la sala hasta el tablero y susurró las variantes a Kovacevic. Jugó 18...e3 y el desconcertado Fischer finalmente perdió la partida. Fue la única derrota de Fischer en el torneo de 17 rondas y terminó primero, con dos puntos de ventaja sobre Korchnoi y Smyslov (Petrosian quedó medio punto por detrás de ellos).
Fuente Chessbase.
Contra estas prácticas poco se puede hacer por:
1) Creo que están socialmente aceptadas.
2) Es casi imposible de demostrar.
3) Es casi imposible de erradicar.
Me gustaría en este punto remarcar que muchos profesionales, que se quejan de las otras trampas, son abonados a estas especialidades, especialmente todos aquellos que juegan suizos. Desde las tablas que se llaman de grandes maestros, a los amaños entre ellos, y así hasta el infinito. Y finalizo con este artículo de A. Gude: sobre el famoso incidente entre Polgar versus Kasparov Linares 1994. Kasparov tomó su caballo de d7 y lo llevó a c5. La cuestión es: ¿Soltó el campeón su pieza en c5?
No he podido conseguir el vídeo, aunque casi todo el mundo llegó a la conclusión que Kasparov no respetó la regla. Por eso os dejo con este pequeño y único desquite en toda su carrera de Polgar frente "al ogro".

domingo, 23 de febrero de 2014

100 arias de ópera que llevo en el coche-"Las sombras de Grey y la Bachiana Brasileira Nº 5 de Villa-Lobos.

En el articulo de hace unos meses, exactamente el 15 de diciembre, os presenté la exitosa trilogía de "Cincuenta sombras" y su relación con la música clásica. Además presentaba el álbum Fifty Shades of Grey como el perfecto acompañamiento del libro. En el CD nos encontramos con varias de esas obras que podrían estar en cualquier disco del tipo" Los mejores temas de la historia de la música clásica". Pero a su vez nos sorprendía con otros temas desconocidos especialmente en música vocal; ópera, cantatas, coros, cantinelas etc. Desde "El dúo de las flores" de Lakmé, que trataré en otra entrada, pasando a Spem in Alium de Thomas Tallis, la Bachiana Brasileria 5 de Villa-lobos, o Chants d’auvergne de Canteloube.
Hoy traigo a colación las Bachianas Brasilerias creadas por el compositor brasileño Heitor Villa-Lobos entre los años 1930 y1945. Y en especial la más conocida, la número 5, para soprano y ocho violonchelos. Una pequeña cantinela donde intenta fundir el contrapunto de Bach con el espíritu del folclore brasileño.
La obra consta de dos partes: la primera, Cantilena, un aria que alude claramente al barroco; empieza con una línea de bajo en pizzicato que acompaña a un suave contrapunto. La sección central es un arreglo de un poema en portugués de Ruth Valladares Correira.
La segunda parte, O martelo, está directamente ligada con la música popular de Brasil; es una danza animada en donde la soprano canta un poema que describe a un pájaro nativo brasileño. Su estreno tuvo lugar en 1947, en París, con Hilda Ohlin como soprano y el propio Villa-Lobos como director. En esta sección el texto corresponde a un poema de Manoel Bandeira.
Ahora viene lo difícil, que es encontrar la versión, hay muchas, Kiri Te Kanawa, Barbara Hendricks, Bidu Sayao, esta última es para muchos "La versión definitiva"  pues tiene una calidez especial, y  la gran ventaja del portugués de Brasil.
Aunque yo la que tengo en la mente de siempre, es la versión de la gran Victoria de los Ángeles  bajo la batuta de Heitor Villa-Lobos y que siempre nos recordaba en sus "Clásicos Populares" el malogrado Fernado Argenta.  Contaba la siguiente anécdota " Al final de la Cantilena, el autor que, a la sazón, dirigía para la  Orquesta Nacional de la Radiodifusión Francesa, en la grabación registrada el 13 de junio de 1956, sugiere a Victoria de los Ángeles que, para cantar el Si bemol final, lo haga “hacia dentro”, aspirando el aire en lugar de expulsarlo. Pueden comprobar la belleza del resultado en lo que parece un pianíssimo con sordina. Información extraída de los enlaces añadidos

jueves, 20 de febrero de 2014

Sobre las trampas en ajedrez 2

Como ya dije en el anterior artículo, las trampas van unidas intrinseca e indisolublemente al nacimiento del propio juego. Actualmente se ha agudizado con el uso de los engines, o dicho de otra manera con la utilización de ayudas informáticas y alta tecnología.
En este segundo post me gustaría aclarar que es lo que se entiende por trampas y los diferentes tipos que existen. Según la Wikipedia, se refiere a una forma inmoral de alcanzar un objetivo. Se suele usar la expresión "hacer trampa" cuando se comete algún acto fraudulento, principalmente en los juegos; con el fin de obtener provecho malicioso. De todas maneras creo que todos sabemos y reconocemos lo que es una trampa.
De todas maneras debemos de distinguir:
a) La trampa de la artimaña, de las tretas, de las picaresca, de jugar con el tiempo del contrario, y de los intentos de desestabilizar al contrario. Aquí podrían estar las famosas pataditas, los tics nerviosos, conscientes e inconscientes, masticar chicle y hacer globitos, comer caramelos haciendo especial ruido o cualquier intento de distraer al contrario o dificultar su concentración. Incluso hay gente que no para de mirarte para incomodarte de un modo como si quisiera matarte. O se ponen gafas de sol para evitar los flujos parapsicológicos, y muy típico en verano, la de aquellos no saben lo que es la ducha...
La mayoría de estas tretas suelen estar relacionadas con el tiempo veamos varios ejemplos:
a) Es conocido el caso de varios profesionales que jugando los apuros pulsan o mantienen pulsado tu reloj aunque les toque jugar a ellos.
b) La más practicada; en los apuros de tiempo y uno se olvida de pulsar el reloj o lo ha pulsado mal, que con los relojes chinos que te ponen en algunos torneos estas cosas suceden, se hacen los locos pensando y cuando te das cuenta que algo no va bien, ya casi has perdido por tiempo.
c) Otra que sucede con frecuencia; cuando te vas al servicio, o a echar un cigarro, según te das la vuelta mueven para que el tiempo que estás fuera lo sean con el tuyo.
Y así un montón de tretas muchas de ellas legales pero...no muy deportivas.
Me acuerdo que hace tiempo estaba permitido fumar en la sala de juego y había gente que venia  a jugar con "Su habano" y muchas veces acababas con un mareo y un colocón...
En casi todos los casos la solución suele se sencilla, aunque desagradable que esta en llamar al árbitro y que el ponga paz... si quiere, puede y le dejan. O simplemente dejar a cada loco con su tema.
Me gustaría acabar con la definición que hace el A. Gude en su blog "El cubo de Rubik"
El tramposo es, ante todo, un pragmático para quien los medios no sólo justifican su fin, sino que ni siquiera se cuestiona sus malas artes. Yo diría que hay tres tipos principales de tramposos: los marrulleros (Korchnoi, Gheorghiu, gente así, que explota todos los filones deportivos), los estrafalarios (caso Crisan, por ejemplo) que buscan una repentina notoriedad, y, por último, los que buscan sacar un provecho económico (a veces, incluso mínimo), como aquellos profesionales que recorren el circuito de abiertos haciendo apaños de poca monta con colegas para sacar algún dinero extra de los premios.
Y ahora os dejo con la partida Carlsen-Nakamura con gafas negras para neutralizar los rayos cósmicos del segundo.
 

domingo, 16 de febrero de 2014

100 versiones de canciones que llevo en el coche-Hallelujah de L.Cohen y Jeff Buckley

Antes de comenzar este post comentar que no soy " Muy de Leonard Cohen" tiene buenas canciones, grandes letras, pero en general me aburre soberanamente. Al buscar información como de costumbre me topé con la Wikipedia y mejor explicado y resumido es casi imposible.
Hallelujah es una canción escrita por el cantante canadiense Leonard Cohen y publicada en su álbum Various Positions en 1984. Inicialmente, no obtuvo mayor reconocimiento. En 1991, fue versionada por el músico galés John Cale, obteniendo una buena aceptación. Pero en 1994 el cantautor estadounidense Jeff Buckley, con su reconocida sensibilidad interpretativa y su voz única, grabó la que es considerada como "la versión definitiva", siendo considerada como una de las canciones más hermosas de la historia.
Sobre la génesis de la canción decir que, Cohen compuso un tema de amor/desamor utilizando alguna cita/alegoría bíblica, creó una canción llena de amargura y melancolía. Jeff Buckley reversioneó el tema de Cohen pero teniendo muy presente la anterior versión de John Cale. Buckley nos muestra su gran voz acompañada de solo una guitarra y una ambientación exacta para así conseguir una sensación de desesperanza que logra, un algo más, que no estaba en la canción original. Por este motivo, y para muchos ha sido considerada como la mejor versión de una canción de todos los tiempos. Así nacieron  tres mitos Jeff Buckley, que falleció a los 30 años, su disco Grace y esta versión. Información extraída  de los enlaces añadidos.  A ahora os dejo con los tres temas antes citados

Mucho se habla de la versión de  John Cale, pero pocos la conocen.

y la más aclamada

jueves, 13 de febrero de 2014

Sobre las trampas en ajedrez y el Caso Ivanov

Mucho se ha escrito y se escribirá sobre las trampas en ajedrez, un asunto que no nos gusta a los amantes de este bello juego, pero que es una realidad que cada vez ocupa más titulares.
Con esta serie de artículos, quiero tratar esta lacra desde diferentes puntos de vista, pero sin olvidar algunos criterios legalistas. Para el final voy a dejar el famoso "Caso Ivanov" un asunto sobre el que todos tenemos una opinión formada, pero como de costumbre incompleta y sesgada.
Las trampas son una verdadera pesadilla en todos los deportes, apuestas, juegos de mente-azar, y en general en todos los ámbitos de la vida. Vienen de lejos y no nos abandonarán hasta el final de los tiempos. Gente tramposa ha habido y habrá siempre, y hoy con los engines, solo se trata de idear un método para que no te pillen. ICC, Playchess, o cualquier otra plataforma de jugar en red al ajedrez está llena de tramposos y de verdad que aunque sean partidas amistosas, uno acaba quemado, porque no es que te ganen, sino como lo hacen.
Pero qué este mundo esté lleno de tramposos, no significa que tengamos que emplumarlos o pegarlos un tiro como se hacia en el viejo oeste con los jugadores de póker. Y es aquí donde quiero llegar.
Yo puedo sospechar que X me hace trampas, pero la sospecha no es una verdad irrefutable. 
a) primero debemos probar que se hacen trampas.
b) después debemos de castigar al tramposo.
Recelemos y sancionemos al tramposo, pero no le fusilemos, al menos sin pruebas.
En los debates sobre el caso Ivanov, que he visto, seguido y participado a través de las redes sociales, especialmente Facebook, he sacado varias conclusiones concluyentes y divergentes, por decirlo de alguna  manera:
1) Que está clarísimo que el tipo hace trampas.
2) Que nadie sabe como las hace.
3) Pero sino sabemos como hace las trampas ¿Por qué le castigamos como si fuera un tramposo?

Por cierto lo del zapato me suena más "al superagente 86" que a otra cosa. Por ahora recomiendo leer la serie de artículos que la empresa alemana Chessbase realizó hace un tiempo sobre "Las trampas en ajedrez".
Y finalizo con este pequeño truco/trampa con cartas. "Que todo hay en la viña del señor"
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...